Menú

Buscar

PORTADA
AÑO XXII, NÚMERO 1003

Tercera semana de enero 2020

La ruinosa situación en el sector agrícola desemboca en una gran movilización el día 29 en Don Benito en el marco de Agroexpo

Las organizaciones agrarias más representativas de la región, ASAJA, COAG y UPA-UCE Extremadura hicieron un llamamiento al sector agrícola y ganadero de la región para que acuda masivamente a la manifestación convocada el miércoles 29 de enero en Don Benito, coincidiendo con la inauguración de Agroexpo en Feval

La manifestación partirá a las 10 horas desde la estación de autobuses de Don Benito y finalizará en la puerta principal de FEVAL, donde hay convocado un acto de protesta.

El acto de protesta reivindica que es necesario que el campo salga a la calle para terminar con una situación de “ruina generalizada”, según las organizaciones agrarias.

A esta convocatoria se han sumado otras organizaciones comarcales de agricultores y representantes en la zona de partidos políticos, tal como informamos en páginas interiores.

Por otro lado, y hablando de la problemática en las Vegas Altas se estima que “se han arrancado en los últimos meses 1.700 hectáreas de frutales por su falta de rentabilidad”.

La importante preocupación en el sector agrícola de nuestra zona por este arranque masivo de árboles frutales en la comarca de diversas variedades de fruta de hueso dibuja un negro horizonte.

De hecho es una más de las razones que motivan la gran movilización convocada por las organizaciones agrarias de la región el miércoles 29 con salida de la estación de autobuses de Don Benito y final en las instalaciones de Feval.

La protesta ha encontrado un apoyo prácticamente unánime por parte de las empresas y entidades expositoras de Agroexpo, que, en señal de adhesión, no abrirán sus estands ese día hasta las 13.00 horas.

Según estimaciones de la Asociación de Agricultores y Ganaderos de Villanueva de la Serena (Agryga), en los últimos meses se han arrancado unas 1.700 hectáreas de árboles frutales en nuestra zona por falta de rentabilidad. “Son muchas hectáreas, pero desgraciadamente sobran frutales. Está muy desequilibrada la oferta y la demanda, variedades que dan muy pocos kilos y con mal comportamiento comercial en unos mercados que no tienen piedad”, señala Herminio Íñiguez, presidente de Agryga. A los fruticultores no les salen las cuentas cuando dedican 7.000 euros de gasto a una hectárea de la que solo sacan luego 4.000 euros, según detallan algunos agricultores. Pérdida tras pérdida, lo que aboca a una verdadera ruina a quienes tengan monocultivo y no hayan diversificado su superficie en distintos cultivos, añaden estos mismos afectados.

Al incremento de los costes de producción, los productores consultados por este medio suman su temor por la subida de la mano de obra con el nuevo gobierno, aún mayor que la experimentada en los últimos meses.

“Hay gente que lo deja todo, situaciones que no se han visto nunca. Hay agricultores que han diversificado, pero los que se dediquen solo a la fruta pueden ir a la ruina”, llega a decir el presidente de Agryga.

 



Representantes de las organizaciones agrarias.




Zona de árboles frutales arrancados por su falta de rentabilidad.



“Ruina generalizada”

Las organizaciones agrarias más representativas de la región, ASAJA, COAG y UPA-UCE Extremadura han hecho un llamamiento al sector agrícola y ganadero de la región para que acuda masivamente a la manifestación convocada el próximo 29 de enero en Don Benito, coincidiendo con la inauguración de Agroexpo.

La manifestación partirá a las 10 horas desde la estación de autobuses de Don Benito y finalizará en la puerta principal de FEVAL, donde hay convocado un acto de protesta.

En rueda de prensa, los representantes regionales de los tres colectivos han coincidido en la necesidad de que el campo salga a la calle para terminar con una situación de "ruina generalizada".

En esta línea, el secretario general de UPA-UCE, Ignacio Huertas, señaló que "se está produciendo una reestructuración encubierta y callada en todos los sectores. Las explotaciones cada vez se dimensionan más para poder sobrevivir, pero eso no depende ni de su tamaño ni de su trabajo y al final siempre son otros los nos hacen las cuentas a los agricultores y ganaderos". Huertas ha lamentado la difícil situación que vive el campo con explotaciones al borde del abismo; con unos precios por debajo de los costes de producción; sin contratos en muchos de los sectores y, sobre todo, con pérdidas que "van a parar siempre" a los productores.

Por su parte, el presidente de APAG Extrema-dura Asaja, Juan Metidieri, también ha puesto el acento en el "mal endémico" que sufre el campo con los precios y ha recordado que hace un año se convocaba una manifestación similar y después de pasado el tiempo "no se ha hecho nada", y "se ha legislado poco y mal". Para Metidieri el sector primario y las zonas rurales están siendo "desmanteladas" por la falta de respuestas, por lo que ha solicitado soluciones que acaben con los bajos precios y con una situación que está avocando a la despoblación de las zonas rurales.

El responsable de Asaja Cáceres, Ángel García Blanco, ha insistido en la necesidad de una legislación que permita a los agricultores cobrar por encima de los costes de producción y ha hecho un llamamiento a los agricultores y ganaderos a movilizarse en defensa del sector porque, en el caso contrario, "este negocio se pierde". El coordinador de COAG en Extremadura, Juan Moreno, ha insistido en que se trata de un problema generalizado y cuya solución no solo de agricultores y ganaderos, sino de la sociedad en su conjunto. "Cada día tenemos más dificultad para hacer nuestro trabajo y se trata de un problema más grave de lo que muchos creen", ha apuntado.

En la rueda de prensa también ha participado ASEPREX, una asociación de agricultores que se ha sumado a la protesta, que ha pedido a todos los agricultores que participen y que se unan en esta reivindicación para "hacernos oír aquí y en Bruselas".

Change the content of this template to fit your needs.

PUBLICIDAD

Documento sin título

Para más información

Ver la edición impresa (en todos los puntos de venta de prensa y en estancos, gasolineras, kioscos y librerías)